Desapariciones de mujeres menores de edad en BCS superan el 50%

La mayoría de las mujeres reportadas como desaparecidas han sido encontradas, pero persisten 31 casos sin resolver
0
1952
Mujeres caminando con sus hijos

La desaparición de mujeres se ha vuelto una situación preocupante en el estado de Baja California Sur. En lo que va del año, han sido activadas 173 cédulas de Protocolo Alba, superando el acumulado del 2022, que fue de 116. Estas alertas han sido emitidas por la Procuraduría General de Justicia del Estado.

Las menores de edad lideran el grupo con el mayor número de desapariciones, con un total de 90 casos. Además, se han registrado 46 desapariciones en mujeres mayores de 18 años, pero menores de 30. En el grupo de mujeres de 30 a 59 años, se han contabilizado 33 casos de desaparición. Además, se han registrado cinco desapariciones de mujeres consideradas de la tercera edad, de las cuales tres continúan sin ser encontradas.

La Paz y Los Cabos encabezan la lista con mayor índice de desapariciones en BCS

En cuanto a los municipios con el mayor número de casos, La Paz lidera con 85 mujeres reportadas, seguido de Los Cabos con 73 casos. En tercer lugar, se encuentra Comondú con 10 casos, Mulegé con cuatro y Loreto con un único caso.

Cabe señalar que, ocho mujeres han sido reportadas más de una vez en lo que va del año, además que en 19 casos se ha tratado de la desaparición de madres con sus hijos menores de edad, lo que podría tratarse de un foco de violencia en el núcleo familiar, situación que anteriormente las autoridades procuradoras de justicia han afirmado.

Hasta ahora, la mayoría de las mujeres que fueron reportadas como desaparecidas han sido encontradas sanas y salvas, lo que es una buena noticia. Sin embargo, todavía hay 31 casos pendientes de resolver. Esto sugiere que el problema podría estar relacionado más con conflictos familiares y violencia en el hogar que con el crimen organizado. Estos hallazgos subrayan la necesidad de abordar la violencia de género y mejorar el apoyo a mujeres en riesgo.

LM

Daniela Lara