Preocupación por la pérdida de empleos en Los Cabos tras la disolución de FONATUR

0
1257
Reunión de FONATUR

La disolución del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (FONATUR) a finales de este año traerá consigo la preocupación por la pérdida de empleos en la región. Según Felipe Moisés Beiles Tapia, comisionado encargado del Despacho del CIP Los Cabos FONATUR, más de 80 personas podrían quedar desempleadas como resultado de esta medida. Aunque se ha mencionado la posibilidad de esta situación, aún no se ha concretado un plan para abordarla.

Beiles Tapia expresó su deseo de que, en la medida de lo posible, aquellos empleados afectados, incluyéndose a sí mismo, puedan encontrar oportunidades de empleo en la Administración Municipal u otras entidades que asuman la gestión de las responsabilidades que antes recaían en FONATUR. Sin embargo, es un tema que aún se encuentra en discusión y sin resolverse en este momento.

“Aún no hemos aterrizado ese tema, se ha esbozado, se ha expuesto, así como lo platiqué ahorita, ya tenemos una experiencia, pero no tenemos ningún situación concreta. Puede ser. Lo deseable sería y eso lo va a buscar Fonatur, que la gente que será despedida, estoy incluido en ellos, puedan ser captados por la Administración Municipal o quien se decida que va a manejar esto, pero ese es un tema que todavía no está en la mesa”, señaló Beiles Tapia.

El Gobierno de Los Cabos está evaluando la viabilidad de brindar oportunidades laborales a las personas afectadas por la disolución de FONATUR en diversas áreas municipales. El alcalde del Ayuntamiento, Oscar Leggs Castro, ha señalado que una vez que la dependencia federal se retire de la región, aquellos empleados que queden desempleados podrían ser considerados para integrarse a la plantilla laboral municipal. Sin embargo, esta posibilidad está sujeta a un análisis detallado para determinar su viabilidad y condiciones.

Mientras tanto, las tres mesas de trabajo establecidas para gestionar la transición en las áreas de servicios, operación y mantenimiento de agua potable y su tratamiento, continúan trabajando en la planificación de esta transferencia. Se espera que se firmen acuerdos y convenios para noviembre, y la fecha límite para la entrega de responsabilidades será el 31 de diciembre de este año. Este proceso de cambio marca un momento de transición importante en la región y se están tomando medidas para minimizar el impacto en los empleados afectados y en la comunidad en general.

GC

Isabel Mercado
EtiquetasFonatur