Entra en vigor la ley del home office; conoce los derechos y obligaciones

La normativa aplica a centros de trabajo con más del 40% de su personal laborando bajo la modalidad de home office
0
2523

A partir de este 5 de diciembre, entra en vigor en México la NOM-37, que establece obligaciones tanto para empleadores como para trabajadores respecto al home office, conocido también como teletrabajo o trabajo en casa.

Esta ley, surgida en 2021 como parte de una reforma al artículo 311 de la Ley Federal del Trabajo, pretende responder a la necesidad de adaptar la normativa laboral a entornos cambiantes, como los generados a partir de la pandemia por COVID-19.

La normativa establece que los trabajadores deben contar con un lugar adecuado y seguro para llevar a cabo sus labores, con la posibilidad de realizar visitas de constatación o presentar evidencias fotográficas del sitio de trabajo.

Además, se enfatiza la importancia de informar a los trabajadores sobre los riesgos en materia de seguridad y salud, proporcionando una lista de verificación de condiciones y validándola a través de la Comisión Mixta de Seguridad e Higiene.

Por su parte, los patrones deben contar con un listado actualizado de los trabajadores que realizan home office, y se debe crear una política de trabajo en casa por escrito, alineada con el reglamento interior de trabajo de cada empresa.

Entre las disposiciones, se destaca que los empleadores deben proporcionar las herramientas necesarias para el desempeño de las funciones de los trabajadores, incluyendo:

  • Una silla ergonómica
  • Financiar el consumo de internet y energía eléctrica utilizado por los trabajadores en sus labores desde casa
  • Cubrir los gastos asociados a computadoras, tablets, impresoras, tinta y teléfonos inteligentes

Asimismo, los trabajadores conservan los mismos derechos que aquellos que trabajan en la oficina, incluyendo la sindicalización, la negociación colectiva y el contacto con colegas.

Se deben establecer mecanismos de comunicación y reglas de contacto entre empleadores y empleados, así como la duración del horario o la distribución de la jornada.

En cuanto a vacaciones y licencias, los empleados que trabajen desde casa tienen derecho a desconectarse de la comunicación con la empresa después de concluir su horario laboral y a la garantía de no recibir tareas durante periodos vacacionales o licencias.

La norma también contempla que el home office es reversible en caso de condiciones o alteraciones en la seguridad y salud en el trabajo.

Finalmente, la NOM-37 brinda protección especial a aquellos que pueden sufrir violencia en el hogar y reconoce el derecho de las mujeres en periodo lactante a tener pausas para alimentar al recién nacido o extraer leche.

EtiquetasHome office