Laika, la perrita astronauta que hace 66 años llegó al espacio

Laika fue encontrada vagando en las calles de Moscú antes de cumplir con la misión espacial más importante de la Unión Soviética
0
9669
Laika, la perrita astronauta

Hace 66 años, el 3 de noviembre de 1957, un hecho histórico marcó los inicios de la exploración espacial gracias a Laika, la famosa perrita callejera que se convirtió en la primera criatura de la Tierra en viajar al espacio.

Los científicos soviéticos eligieron perros callejeros debido a su capacidad para soportar condiciones extremas de frío y hambre, lo que los convirtió en candidatos ideales para esta misión.

Así fue como Laika, cuyo nombre original era ‘Kudryavka’, fue seleccionada por su carácter dócil y su capacidad para adaptarse a los espacios cerrados.

Laika llevó al Sputnik 2 al éxito

Laika fue lanzada a bordo de la nave Sputnik 2 como parte del programa espacial soviético, una hazaña que demostró la posibilidad de sobrevivir en el espacio, pero lamentablemente a ella le costó la vida.

La nave espacial era una cápsula cónica que medía 4 metros de alto con una base de 2 metros de diámetro, y contenía diversos compartimentos para alojar transmisores de radio, un sistema de telemetría, una unidad programable, un sistema de control de regeneración y temperatura en la cabina, así como instrumentos científicos.

Laika viajaba en una cabina presurizada separada del resto de la nave, que le permitía estar acostada o de pie y estaba acolchada para su comodidad, además, contaba con un sistema regenerador de aire que proporcionaba oxígeno, mientras que su comida y agua estaban en forma de gelatina.

Sin embargo, Laika no tenía posibilidad de regresar a la Tierra, ya que se planeó sacrificarla después de 10 días en órbita; pero en 2002 se reveló que de hecho la perrita murió a las pocas horas de haber sido lanzada al espacio debido al sobrecalentamiento y el estrés.

A pesar de la pérdida de Laika, su misión proporcionó valiosos datos sobre el comportamiento de un organismo vivo en el espacio, lo que la convirtió en un símbolo de la exploración espacial.