La seguridad en el deporte: un tema de vida o muerte

La importancia de la vida debe prevalecer sobre la intensidad competitiva; por lo tanto, se insta a los deportistas a evitar acciones riesgosas que puedan resultar en lesiones graves, como conmociones cerebrales o incluso la muerte
0
777
Deportistas lesionándose por contacto

La seguridad en el deporte es un tema de vital importancia, ya que las lesiones cerebrales traumáticas son una amenaza latente que puede tener consecuencias graves, incluso mortales.

El riesgo de padecer una lesión cerebral traumática crece o decrece según la disciplina que practiques. El boxeo es el deporte que más expone a traumatismos craneoencefálicos, seguido del fútbol americano y hockey. En estas disciplinas, el uso de equipo de protección es obligatorio, pero la afectación a menudo no es inmediata, sino que se presenta con el pasar de los años.

En otros deportes, como el fútbol soccer o fútbol sala, los participantes no llevan consigo ningún tipo de indumentarias que cubran sus cabezas. Los fuertes contactos de cráneo a cráneo son más comunes de lo que parece y pueden ser mortales si no se calculan de forma adecuada.

Para otras prácticas menos “riesgosas” como el ciclismo y skate, es fundamental el uso de cascos. La Academia Americana de Pediatría recomienda a los padres que inculquen el hábito del casco a sus hijos y expliquen a muy temprana edad la importancia del mismo para la salud.

Los síntomas de una conmoción cerebral incluyen dolor de cabeza, mareo, náuseas y pérdida de memoria. Si presentas alguno de estos síntomas, es necesario visitar un traumatólogo lo antes posible para determinar la gravedad de la lesión.

Por ellos se sugiere que todo atleta sea precavido con sus acciones y reflexione dos veces antes de realizar un movimiento que pueda afectar a otro individuo. Aunque a menudo hay trofeos o incentivos en juego que aumentan la intensidad de la competición, nada es más importante que la vida misma. Por lo tanto, reducir la velocidad podría ayudar a prevenir lesiones graves, como conmociones cerebrales o, en el peor de los casos, la muerte.

Sergio Valdez
EtiquetasDeportistas